Cosas que saber para elegir guardamanos

Sabemos que a la hora de escoger un tipo u otro de guardamanos para nuestro rifle nos asaltan las dudas y surgen algunas complicaciones. Por ello hemos querido facilitar un poco el asunto ya que es una decisión importante que puede definir el aspecto de nuestras réplicas además de su funcionalidad a la hora de incorporarle accesorios y demás.

Para ver el horizonte a alcanzar un poco mas cercano hemos propuesto 6 factores a tener siempre en cuenta a la hora de desempeñar dicha tarea. Así que antes de que sigas leyendo proponte contestar las siguientes preguntas:

¿Qué aspecto quieres darle a tu réplica? ¿Clásico? ¿Militar?  ¿Táctico?          ¿Al más puro estilo flipante de Chris Costa? ¿Te gustaría incorporarle accesorios?  De ser así… ¿Cuántos y de qué tipo? ¿Cuál sería el peso que estarías dispuesto a incorporarle a tu réplica? ¿Estás de acuerdo con respecto a modificar ciertos sistemas de anclaje? En ocasiones puntuales algunos guardamanos podrían aumentar la precisión de tu réplica ¿Te importa este aspecto lo suficiente como para determinar tu elección? Y lo más importante en la mayoría de las ocasiones ¿Cuánto estás dispuesto a gastar?

Dicho esto, ten en mente tus respuestas mientras te presentamos una serie de diferentes guardamanos.

1º “Drop-in”

Este tipo es el que engloba el clásico guardamanos de dos piezas para el que los fusiles M4 estaban originalmente diseñados. Estos guardamanos están compuestos por una pieza superior y una inferior. Su nombre viene dado por su fácil y simple instalación debido a su cómodo sistema de sujeción. Este sistema se basa en un “delta ring” Este componente es el encargado de sujetar ambas piezas, superior e inferior en su correspondiente lugar.

Esto hace que la categoría de los “drop-in” tenga determinadas ventajas sobre otras. Estas ventajas podrían ser, por ejemplo, que no necesita modificación alguna, ya que están diseñados del mismo modo que los guardamanos clásicos de M4. Son tremendamente fáciles de instalar y además suelen ser los más baratos debido a la simplicidad de su diseño.

Dentro de esta categoría podríamos encontrar el guardamanos clásico de M4 que es el más básico ya que consta de dos piezas de polímero sujetas por el “delta ring”. En apariencia es bastante simple, pero aporta ese look clásico que tanto gusta a algunos. En lo que a montaje de accesorios sobre el guardamanos se refiere, deberemos comprar las piezas de ris y añadirlas a nuestro guardamanos antes de poder instalar nada. Y en todo caso, siempre arriba o abajo del guardamanos. En peso, es muy ligero debido a los polímeros que se emplean para su fabricación.

Cosas que saber para elegir un guardamanos en WZ Airsoft Magazine - La revista de airsoft online, ahora también en edición papel

No mejorará nuestra precisión en demasía pero tampoco revertirá dificultad para instalarlo y acompañado por un buen grip, ganaremos en agarre. También hay que decir que son los más económicos del mercado,  ya que, son los más sencillos en cuanto a fabricación y montaje.

Siguiendo muy de cerca estarían los guardamanos con raíles o con posibilidad de incorporárselos. Un ejemplo muy extendido y común sería el guardamanos de polímero tipo MOE de Magpul. Este guardamanos tiene el mismo sistema de sujeción que el clásico solo que incorpora la posibilidad de añadirle raíles a lo largo de su extensión y en varias posiciones, incluidas las laterales.

En apariencia gana bastante con respecto al ejemplo anterior. Adquirirá un look mucho más táctico, aún sin montarle ningún accesorio. Normalmente, este tipo de kits suele venir con los rises que podemos sin problemas con el uso de un simple destornillador. Esto nos permitirá añadirle alguna linterna o láser o accesorios del tipo grip. En cuanto a peso, es un pelín más pesado que el clásico, aunque sigue siendo muy ligero. No revierte dificultad en su instalación y el precio se va un poco del clásico, aunque sigue siendo muy económico.

Cabe mencionar quizá que este tipo de guardamanos (los drop-in) pueden tener algo de holgura y quizá un laser calibrado no siempre apunte exactamente al mismo sitio, pero eso no debe ser un problema a la hora de jugar. Recordar apuntar a la parte más grande del contrario; su torso.

2º “Free floating”

Ahora es cuando las cosas se ponen divertidas. Además de proporcionar una mayor precisión (en algunos casos) estos guardamanos ofrecen una amplia variedad de opciones de personalización para nuestras réplicas.

En teoría, la mayor precisión que aportan estos guardamanos viene dada por el hecho de que el guardamanos no toca el cañón, esto quiere decir que no importa la fuerza que apliquemos sobre este ya que no moverá el cañón.

El guardamanos está montado directamente en la parte superior del cuerpo de nuestra réplica. Esto le permite al cañón “flotar” libremente. De ahí el nombre de Free Floating.

Aunque donde realmente puede notarse es cuando incorporamos grips o bípodes a un raíl de este tipo. Cuando apoyamos un fusil sobre un bípode que está acoplado al propio cañón de este o a un guardamanos de tipo “drop-in”, el peso de la propia réplica puede hacer que el cañón se desvíe mínimamente de su posición natural, lo que podría desembocar en que la bola acabase desviándose a una distancia notable. Pero en un guardamanos del tipo free floating, al estar acoplado directamente al cuerpo de la réplica cualquier fuerza que apliquemos sobre él no afectará al cañón ni a nuestra precisión.

Otra de las ventajas de este tipo en fusiles M4 es que podríamos incorporar un guardamanos más largo que el sistema de gases ya que se alberga en el interior de este y no molestaría para nada. Al contrario que en los guardamanos del tipo drop-in, en el que la medida del guardamanos está limitada.

Cosas que saber para elegir un guardamanos - Guardamanos tipo KeyMod en WZ Airsoft Magazine - La revista de airsoft online, ahora también en edición papel

Dentro de esta categoría encontraríamos dos clases de guardamanos distintos. Los guardamanos sin railes, llamados free float tubes, ya que son simplemente eso, un tubo que actúa como guardamanos y los llamados free floating.

Los primeros en apariencia son muy simples ya que tan solo se muestran como un tubo con algún que otro agujero de ventilación. Eso sí, podemos encontrarlos disponibles en una gran variedad de colores y camuflajes. Estos guardamanos, no suelen prestarse a incorporar accesorios, aunque en raras ocasiones encontraremos alguno en el que poder adaptar railes para linternas o láser. En el momento de la instalación, son algo más difíciles de montar que los de tipo drop-in, teniendo que desmontar parte de nuestra replica con el uso de llaves específicas. Estos guardamanos son notablemente más caros que los de tipo drop-in.

Después encontraríamos los guardamanos “free floating” con raíles incorporados, o con la posibilidad de hacerlo. Estos son los más populares en lo que al look táctico y Chriscostero se refiere. Existen una amplia variedad de posibilidades entre las que podemos volvernos locos al tratar de decidirnos.

Cosas que saber para elegir un guardamanos - Guardamanos tipo M-lok en WZ Airsoft Magazine - La revista de airsoft online, ahora también en edición papel

Y por si fuera poco existen numerosos sistemas de sujeción. Y más últimamente que se está poniendo muy de moda el Keymod. Aunque también encontramos el M-LOK. Y por supuesto siempre estará el tradicional RIS que no nos ha hecho nada malo. Este tipo de guardamanos es el más caro debido a su complejidad y calidad de los materiales, aunque echando un ojo podremos encontrar cosas a buen precio no muy por encima de lo normal. Aunque siempre está la diferencia entre los precios de los guardamanos reales y las versiones de airsoft que tampoco están nada mal, como bien pueden ser los de Madbull.